[Crónica] ROTTING CHRIST + TWILIGHT OF THE GODS + NEGURA BUNGET + HYBAN DRACO + WRATH WITHIN (Barcelona, 9 Noviembre 2013)

ROTTING CHRIST EUROPEAN TOUR 2013 
+ TWILIGHT OF THE GODS + NEGURA BUNGET + HYBAN DRACO + WRATH WITHIN

9/11/2013
Apolo 2, Barcelona.
Promotor Rock N Rock

Esta semana, como suele ocurrir entre Octubre y Noviembre, la agenda de conciertos de Barcelona ha estado especialmente abarrotada. Nos visitaron: el Lunes, Iceage en Apolo 2, el Martes, The Ocean y Shining (Noruega) en la misma sala, el Jueves, King Dude y Obsidian Kingdom en Plataforma, el Viernes, Windhand y Pilgrim en la RockSound y el Sábado el concierto que os comentamos a continuación, coincidiendo con los nipones Acid Mothers Temple en Sidecar (!).

Con la intención de ultimar una entrevista con Sakis, me metí en la sala 2 del Apolo cuando los valencianos Wrath Within ya habían empezado su actuación . Entré con el tiempo justo para echarles una ojeada. Su death melódico no esconde el origen de sus influencias: Children of Bodom, Norther, Wintersun… Si a esto añadimos, un nombre sacado de uno de los temas de COB, el mismo tipo de instrumentos con el teclado inclinado hacia adelante, composiciones donde abundan solos y filigranas llenas de melodías neoclásicas, etc… el resultado revela demasiadas analogías con la banda de Alexi Laiho, algo que desde mi punto de vista nunca es deseable. Sin reparar en más comparaciones, Victoria al teclado y Mike a la voz y guitarra en forma de V, al que prácticamente no vimos la cara, nos mostraron todo su virtuosismo. El bajista también estuvo bastante dinámico. A pesar del apabullante volumen de teclados y coros, sacaron un sonido bastante nítido para unos temas que gustaron incluso a los que hace años no prestamos ninguna atención a este género. Según su Facebook, este mes lanzan su segundo disco “Atlantis”.

Xas (Wrath Within)
Mike “Wrathchild” (Wrath Within)

Lamentablemente tuve que salir de la sala antes que Hyban Draco tocaran, así que me los perdí.

Recuerdo una reseña de “’n Crugu Bradului” como primera referencia de Negură Bunget, lo exótico de su procedencia “From Transilvanian Forests” y la increíble evolución que pegaron desde entonces entregándonos discos fundamentales como “OM” y “Vîrstele Pămîntului” que modificaron los parámetros estilísticos sobre lo que el black metal podía operar. La banda de Timişoara volvía a Barcelona cinco años después de su última visita. Durante este tiempo, y con un line-up totalmente renovado (solo reconocí la cara de Negru), han seguido cultivándose un estatus icónico dentro de la escena black metal más heterogénea, logrado con su mezcla étnica y vanguardista, donde las atmósferas del sintetizador evocan la oscuridad de los bosques transilvanos de pinos altos y los instrumentos tradicionales sus profundas raíces centroeuropeas.

En directo, su propuesta toma forma a partir de los marcados movimientos teatrales de Tibor Kati, voz y guitarra, con su expresión de sufrimiento, movimientos llenos de maldiciones y gestualidad exagerada hasta la extenuación, que añaden plasticidad a una actuación que nos dejó hipnotizados pero hambrientos de guitarrazos.

Arrancaron suavemente con la fragilidad de “Pămînt” de “Vîrstele pămîntului”, álbum que utilizaron para abrir y cerrar sus set. Una figura inmóvil con el pelo a lo afro, posicionada enfrente de nosotros, sostiene un nai (antigua flauta de pan diatónica) del que saca los secretos guardados de la tierra. La labor de Petrică Ionuţescu, nueva incorporación a la banda, a cargo de todos los instrumentos de viento: nai, cuerno, corneta es impecable y revela un inextinguible afán para viajar a terrenos inexplorados. Un músico que pienso, tendrá un papel clave en el devenir de la formación.

Entre la variedad de instrumentos de viento y percusión encontramos un gran bombo orquestral y un tablón de piedra golpeado por Negru con dos martillos mientras realizaba su particular danza dentro y fuera de compás. Este instrumento era una pieza colgada en vertical y sostenida sobre dos maderas labradas acabadas con una cabeza de lobo, que una vez terminado el concierto y gracias a la torpeza del pipa aterrizaron a mis pies.

Presentaron “Curgerea muntelui” como el último single que han colgado en video promocional en youtube. Cerraron con “Dacia hiperboreană” que fue muy bien recibida.

A la salida, alguna gente se quejaba sobre la falta de energía de los rumanos. Los Negură actuales son cada vez más pausados, y es algo que me fascina. Su música es como el opio, se tiene que degustar sin prisas, dejándose llevar por las sombras atávicas que cobran vida entre el humo. Aunque eso sí, cuarenta minutos se hicieron terriblemente cortos para el apetito generado en el tiempo de espera. Que vuelvan pronto con nuevo disco.

Setlist Negură Bunget
Pamînt
Cunoasterea tacuta
Curgerea muntelui
Norilor
Dacia hiperboreană

Negură Bunget)
(Negură Bunget)
(Negură Bunget)
Petrică Ionuţescu (Negură Bunget)

Turno para los black metal all-star revisionistas de Twilight of the Gods. No tenía demasiado claro si iban a tocar versiones de Bathory, promocionar su recién estrenado álbum o una mezcla de las dos cosas (alguna versión de Bathory no hubiera estado mal). Y pienso, porque no se habrán juntado para tocar el estilo que mejor saben y les ha hecho famosos? Pero si un grupo como Enforcer ha podido fichar por Nuclear Blast, significa que el heavy metal tradicional vuelve a tener tirada. Y qué demonios! no ocurre todos los días que los miembros de algunas de las mejores bandas de viking y black metal como Frode Glesnes (Einherjer), Patrik Lindgren (Thyrfing), Rune “Blasphemer” Eriksen (Mayhem, Aura Noir), Alan Averill (Primordial) y Nick Barker (COF, Dimmu Borgir, Lock Up…) estén juntos encima de un escenario.

Que este era un concierto de heavy metal, nos lo dejo bien clarito Alan Averill, que con su barba bien rasurada, erguido en sus botas marcando entrepierna y un arrogante desparpajo recreó su visión sobre cómo debe comportarse un frontman. Además del curioso look con capucha a lo Laibach que llevaba, en un tema también se puso unas gafas de espejo emulando a Halford. El vocalista irlandés proporcionó carga épica a la voz, que le flaqueó en algún momento, y nos dejó un “fuck off!” (“irónico” decían después) que sentó como un “zasca! en toda la cara”.

Sus temas transmiten fuerza y tienen cierto gancho nostálgico, recordando Accept, Judas, Manowar… pero aborrecen de tópicos y riffs de saldo como todo grupo en este revival.

En una sala que ya presentaba una entrada decente, tocaron los temas de su debut como “Destiny Forged in Blood”, “Sword of Damocles” y la que da título al disco “Fire on the Mountain”. Mientras el cantante nos ponía en nuestro sitio, el resto de miembros prácticamente ni se despeinaban: el guitarra de Thyrfing lo veo muy castigado, Rune aunque le mete algún solo decente se limita a ceder protagonismo, el bajista Frode Glesnes si tiene un poco más de actitud pero nada que ver con el rollo vikingo malote que gasta en los videos de Einherjer. Y es una pena no aprovechar el talento de Nick Barker, que este hombre no pueda dar cera con su blast beat es un auténtico crimen. En resumen, fué una actuación divertida con el aliciente de poder ver a esta colección de personajes, pero que no llegó a colmar nuestras expectativas.

Setlist Twilight Of The Gods
Destiny Forged In Blood
Children Of  Cain
Preacher Man
Sword of Damocles
The End of History
Fire On The Mountain

Rune Eriksen (Twilight of the Gods)
Rune Eriksen y Patrik Lindgren (Twilight of the Gods)
Alan Averill (Twilight of the Gods)
Rune Eriksen (Twilight of the Gods)
Frode Glesnes (Twilight of the Gods)
Rune Eriksen (Twilight of the Gods)

El tiempo de cambio de grupo estuvo sincronizado. El equipo técnico mostró buena coordinación en el ya penúltimo concierto de la gira. Quizás a RC les llevó un poco más de tiempo que al resto y fue significativo el hecho que al técnico de sonido se le empezara a hinchar la vena ante la falta de comunicación con la mesa. Sus esfuerzos fueron recompensados con un sonido poderoso y bien ecualizado, los bombos compactos y con reverb pero sin comerse a nadie. También felicitar al personal de la sala por su trabajo.

Y por fin, las leyendas griegas Rotting Christ salen al escenario. Siempre es buena ocasión ver en directo a los hermanos Tolis, especialmente si vienen a presentarnos un trabajo tan bueno como “Kata Ton Daimona Eaytoy”.

Abrieron con su último single, la intensa “Χ Ξ Σ” (666). Este tema es especial por muchas razones: la voz monótona del inicio, como va avanzando despacio creando una tensión que se resuelve con la batería marca el inicio y un grito que hace explotar el mundo. Un tema apropiado para abrir el set y que se disfrutó con intensidad.

Lo que vino después es una demostración de poder, convicción y compromiso total con la música: Rotting Christ, o alguien creía que por una polémica, los hermanos se iban a cambiar de nombre? Estos nacieron para llevarlo con orgullo, por algo son el máximo referente de la escena griega.

Las ráfagas disparadas de “Kata ton Demona Eaytoy” contrastan con la base robusta del bajista Vagelis Karzis, que estuvo estupendo tanto con las cuerdas como en los coros. Furiosos, enérgicos, entregados con el público y este con ellos.

Ante la frase, “ahora vamos a tocar un tema de ‘Thy Mighty Contract’” la gente reaccionó con griterío de aceptación. “The Sign of Evil Existence” Increíble! esta semana se cumplen 20 años de un disco que cambio la vida a muchos de nosotros.

Su legado de los noventa es legendario pero lo que no deja de sorprenderme es la fuerza y frescura que continúan teniendo hoy en día, como vimos en “Societas Satanas” la versión de Thou Art Lord (Sakis lucía una camiseta de su otro grupo) es pura adrenalina, con la pegada del doble pedal de Themis, muy cometido durante todo el concierto.

Después volvieron a su último disco con “In Yumen-Xibalba” y “Grandis Spiritus Diavolos” con un riff de guitarra de lo más simple pero tremendamente eficaz en directo, que hizo que la gente se volcara y más, viendo como el guitarra George Emmanuel, no paraba de castigarse el cuello.

Estos griegos son conocidos por su simpatía y la proximidad que transmiten a la audiencia. Durante todo el concierto Sakis utilizó un correcto castellano refiriéndose al público catalán como “hermanos y hermanas”.

“Non Serviam” para los “die-hard” con la intervención Alan Averill luciendo camiseta de “Fallen Angel of Doom…” de los Blasphemy, que también saldría a hacer el hooligan en el bis, antes que la “policía nos eche” como dijo Sakis, en el que tocaron “King of a Stellar War”.

Una actuación memorable de estos guerreros helénicos que tras 25 años de carrera siguen con una fuerza inconmensurable.

Setlist Rotting Christ 
Χ Ξ Σ (666)
Dub-sag-ta-ke
Athanati Este
Kata ton Demona Eaytoy
The Sign of Evil Existence
Transform All Suffering Into Plagues
Societas Satanas (Thou Art Lord cover)
In Yumen-Xibalba
Grandis Spiritus Diavolos
Chaos Geneto (The Sign of Prime Creation)
Non Serviam
Noctis Era
Bis
King of a Stellar War

Sakis Tolis (Rotting Christ)
Sakis Tolis (Rotting Christ)
Sakis Tolis (Rotting Christ)
Sakis Tolis (Rotting Christ)
Sakis Tolis y George Emmanuel (Rotting Christ)
Vagelis Karzis (Rotting Christ)

Texto y fotos por K.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s