[Reseña] Barbarossa Umtrunk ‘Der Talisman Des Rosenkreuzers: La Mission Secrete Du Baron Sebottendorf’ (Ufa Muzak, 2012)

Artista/Grupo: Barbarossa Umtrunk (Francia)
Título del disco: Der Talisman Des Rosenkreuzers: La Mission Secrete Du Baron Sebottendorf.
Estilo: Dark Ambient, Military, Industrial.
Formato: CD.
Año de publicación: 2012.
Sello: Ufa Muzak (Rúsia)

Ufa Muzak lanzó “Der Talisman Des Rosenkreuzers” el pasado Mayo en dos ediciones. La primera, en una caja que incluye seis cartas limitada a 20 copias y la segunda con un estuche/panel de 6 caras limitada a 400 copias. Cabe decir que la presentación está a la altura de los estándares de calidad del sello, que sigue siendo uno de los referentes en cuanto a nordic industrial, martial noise y neo-folk se refiere.

Ya después de una primera escucha, se nos revelan la mayoría de elementos tanto sonoros como ideológicos presentes en los anteriores trabajos de Barbarossa Umtrunk. Un sonido impregnado de orientalismo, épica marcial, mantras y ese estilo “spoken word” en francés tan característico y los habituales temas relacionados con el esoterismo NS, Gnosis, Sufismo, la tradición europea, la mitología nórdica, la runas, referencias implícitas a algunos de los ocultistas más conocidos del siglo veinte como Madame Blavatsky, Miguel Serrano, Savitri Devi, etc… Combinaciones simbólicas que consiguen crear la atmósfera idónea para la realización de una ceremonia ritualista que tiene como fin la sacralización de la guerra y el resurgimiento de la magia ancestral. Es decir, una celebración del culto a lo irracional.

“Der Talisman Des Rosenkreuzers“ está en gran parte dedicado a la figura del Baron Rudolf Von Sebottendorf, astrólogo, místico y ocultista cofundador de la Sociedad Thule, organización secreta que tuvo un papel primordial en el devenir político y social de la Europa Central durante los convulsos inicios del siglo XX. Entre sus miembros contaba a prominentes líderes del que sería el NSDAP, incluyendo a Dietrich Eckart, Gottfried Feder, Hans Frank, Karl Harrer, Rudolf Hess, Alfred Rosenberg y Julius Streicher.

Aunque el álbum no solo se centra en la figura del Baron sino también en otros estudioso de las runas y la tradición germánica como Karl Maria Wiligut “Weisthor” en el tema “Gotal Halgarita”. Así pues conceptualmente esta obra se ubica dentro del NS esotérico desde una perspectiva apocalíptica. Una civilización que ha llegado a su ocaso aunque solo algunos de sus miembros son conscientes de estar viviendo en la edad del Kali-Yuga.

El disco ha contado con la colaboración Elli Riehl un proyecto austriaco proveniente del black metal, los franceses de Front Sonore y los italianos de “Thule Sehnsucht In Der Maschinen Zeit.”

Esta experiencia, a todos los niveles, empieza con los sonidos del antiguo imperio Otomano, ya que el Baron inició sus estudios en Estambul. Rudolf Von S. ansiaba unir la francmasonería con las enseñanzas del Corán. Las conexiones entre la Weltanschauung NS y el Islam son frecuentes en el trabajo de este artista francés, aunque nos penséis que se trata de una aportación novedosa, ya que tenemos el ejemplo de la división Handschar. Por lo visto es una corriente bien integrada dentro de algunos círculos NS, ya que ambos comparten un enemigo común.

La inclusión de elementos asimilados inconscientemente como antagónicos crea una deliberada tensión entre polos. Por un lado tenemos el componente oriental/otomano/sufí y por otro el teutónico/pangermánico/ariosófico. Esto sucede de forma similar a los primeros discos de Der Blutharsch, que presentaban una mezcla imposible entre marchas militares y canciones patrióticas alemanas, ritmos étnicos eslavos y balcánicos y otros que, francamente, no soy capaz de distinguir de los africanos. Algo realmente extraño pero que logra cuajar según la habilidad de cada  para la deconstrucción de ambientes y creación de texturas personales. Además su propuesta es cercana al planteamiento de algunas bandas sonoras, la manipulación de samplers y las cintas de autoayuda para combatir el insomnio.

“Der Talisman Des Rosenkreuzers” es un álbum ambicioso, denso y bien estructurado, donde se entrevé un orden dentro del caos, el mismo que reclama el Baron para su nuevo reino basado en una jerarquía de los fuertes y espiritualmente más desarrollados. Y es que Barbarossa Umtrunk es una celebración de la irracionalidad que dominó Europa a principios del siglo pasado con las catastróficas consecuencias que todos conocemos. Una oda a la devastación militar en “Deutschland Erwache!” que recuerda a los Arditi/Toroidh de “United in Blood” y “Europe is dead”. Me pareció reconocer la voz de Bush entre las ráfagas de los cañones.

Los ritmos bombásticos de “Walvater” con una voz de pesadilla, que nos conducen a un trágico desenlace. Contrariamente a lo que opina el Baron Von S. en algunas entrevistas que he leído, este tema me sugiere el auge de la bestialidad en la noche iluminada por el resplandor de las antorchas y las pilas de libros ardiendo en pleno clímax de la Säuberung en la Opernplatz de Berlín.

“L’Hotel des quatre Saisons” ambientada por las cálidas notas de una orquestra, reduce la presión adquirida por los dos temas anteriores. Parece como si nos hubiéramos trasladado a un balneario en los años veinte. Quizás el mismo centro de reposo al que internaban a ricos pacientes con extrañas dolencias como Karl Maria Wiligut que antes de ocupar su cargo como asesor en materia de historia alemana antigua en las SS, fue internado en un centro para tratar su demencia. La pieza anterior “Oberland Freikorps” emana directamente del fanatismo y la demencia (otra vez esta maldita palabra). Las obedientes voces de los fanáticos repitiendo los slogans del régimen totalitario. Luego, montados en una alfombra mágica a través de la península de Anatolia, nos trasladamos a la expedición de la Ahnenerbe al Tibet en “L’elu du Dragon Vert” con un discurso sampleado del Führer incluido. Más dosis de fanatismo que llega a la saturación.

Mi interés por este proyecto viene de lejos, pero se limita a lo estrictamente artístico. Inicialmente me atraía por las referencias literarias a tradicionalistas metafísicos como Julius Evola o René Guénon y sobre todo por mi gusto por las experiencias poco comunes. Es innegable que en este sentido el Baron Von S. no defrauda a nadie.

Pienso que “Der Talisman Des Rosenkreuzers “ es superior respecto a cualquier material grabado anteriormente, especialmente al que corresponde a su primera época, marcada por su paso por el sello “SkullLine” y de la cual “Regnum Sanctum” y “Glazial Cosmogonie” son su resultado, positivo pero aún carente de los recursos necesarios para expresar todo el bagaje cultural que implica estar en la carne del emperador Barbarossa. Una evolución marcada en 2009 por la reconversión a proyecto en solitario del Baron Von S actualmente único miembro de Barbarossa Umtrunk. Realmente ha conseguido establecer un hito dentro de su peculiar carrera. Algo que solo unos pocos lunáticos podrán apreciar.

8/10

K.

BARBAROSSA UMTRUNK
http://www.barbarossaumtrunk.com
https://www.facebook.com/pages/Barbarossa-Umtrunk/193448097332563

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s